5 tácticas obsoletas en las redes sociales.

Lanzar una campaña de marketing a través de las redes sociales es una buena forma de alcanzar posicionamiento online y expandir la audiencia de tu marca. Hoy en día, el no tener a tu empresa localizada en plataformas sociales puede cerrarte muchas puertas, puesto que es ahí donde los clientes potenciales te buscarán en primera instancia.

social-media-400854_1280

¡Ya estoy en las redes sociales! ¡Sígueme!

Es muy probable que tu marca ya tenga página de Facebook, cuenta de Twitter, etc. Desafortunadamente, no basta con estar en las redes para ver los beneficios que éstas pueden brindarle a tu marca. Si por el momento no has implementado una estrategia de marketing digital, entonces temo decirte que el impacto en el posicionamiento Web de tu empresa sea incluso más perjudicial que el no ser parte de las plataformas sociales.

Lo que no debes de estar haciendo.

A continuación te dejo con cinco tácticas obsoletas que tienes que abandonar a la hora de manejar tus redes sociales; y, para que dejes estas malas prácticas en el pasado, te explico cómo puedes revertir el daño que (muy probablemente) ya has causado en tu estrategia de marketing online.

1. Publicar sólo cuando tienes tiempo libre (o porque no tienes nada mejor que hacer).

Publicar contenido cuando sea, simple y sencillamente porque quieres, no te va a llevar a nada bueno. Ya sea que publiques mucho o poco, lo importante es analizar cuáles son los mejores momentos para hacerlo. Después de todo, tus seguidores no están conectados a las redes todo el día (aunque conozco personas que podría parecer que sí). Por lo tanto, debes encontrar las horas adecuadas para generar mayor engagement, y así agendar tus publicaciones para esas horas de tráfico.

social-371649_1280

2. Vender tu producto o servicio directamente en las redes. 

Un grave error que cometen muchas empresas en las redes sociales es dedicarse únicamente a publicitar sus productos o servicios. Parece extraño, lo sé. Después de todo, lo que quieres lograr (tu propósito) en las plataformas sociales es y seguirá siendo: vender, vender y vender. Sin embargo, para que puedas llegar a este punto (vender tu producto o servicio), debes de concentrarte primero en crear relaciones sólidas con tus clientes potenciales. Para esto, debes de crear y publicar contenido personalizado que se enfoque en las necesidades de tus leads; es decir, que les ayude a resolver problemas y que estén dirigidos a audiencias específicas (¿recuerdas la micro-segmentación?).

Otra forma para desarrollar estas relaciones es interactuando con tus seguidores. Crea publicaciones que propicien el inicio de conversaciones en las que puedas responder a todas sus dudas y comentarios; de esta manera, le estarás dando una buena reputación a tu imagen en las redes sociales y lograrás convertir a tu audiencia en clientes.

3. No trates de comprar seguidores.

¿Cuántas veces nos hemos molestado porque nos invitan a dar likes a páginas que no tenemos ni la menor idea de qué son? Aceptémoslo, ni a ti, ni a mí, ni a nadie le agrada esta forma invasiva de conseguir seguidores. Por lo tanto, no te concentres en si te siguen o te dan like, sino en crear contenidos de calidad y personalizados, que desarrolle lazos con tu público meta. Independientemente de que tengas muchos o pocos seguidores, si no tienes una buena estrategia de contenidos, no generarás engagement y, por consecuencia, no estarás generando tráfico hacia tus redes, lo cual puede resultar perjudicial para tu marca.

Si quieres obtener seguidores, puedes añadir un botón call-to-action en tu sitio Web para que, después de haber nutrido esa conexión a través de tu gran contenido, tus leads puedan seguirte y mantenerse actualizados con tus maravillosas publicaciones.

4. Usar publicaciones automáticas entre plataformas. 

El contenido de Facebook no está hecho para Twitter, y éste no está diseñado para Instagram, y así sucesivamente. Por lo tanto, abstente de usar aplicaciones que publican de manera automática en una red, lo que has publicado en otra. Esta situación se da muy comúnmente entre Facebook y Twitter, y quizá haya ocasiones en las que puedas usar esta herramienta sin causar daño alguno en tus redes sociales. Sin embargo, lo más recomendable es evitarlo y generar contenido específico que haya sido creado de acuerdo a los estándares de cada plataforma social.

5. Usar sólo las redes sociales más comunes.

Una mala táctica es limitarte a Facebook y Twitter. Lo he dicho anteriormente y lo seguiré diciendo, ¡explora el mundo de las redes! Recuerda que también existen Instagram, LinkedIn, Tumblr, Google+, entre muchas más.

En Netcommerce contamos con más de 19 años de experiencia generando sitios Web vanguardistas, además de ofrecer estrategias y herramientas digitales específicamente diseñadas para cubrir las necesidades de cada cliente. Contáctanos ahora para brindarte nuestro servicio de asesoría gratuita, y hacer de tu propio sitio Web algo único y atractivo para tu mercado meta.

Contáctanos

Categorías: Content MarketingWeb Marketing

Tags:

Comparte este artículo:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Escrito por: Sofía Pimentel